Organización | Preparativos para una cena de festejo

El calendario del año se va terminando, empiezan los preparativos para una cena de festejo, o varias; desde el Día de Acción de Gracias, Las Posadas en los países latinoamericanos; reuniones de trabajo, familia o amigos con motivo de la navidad; la misma celebración de Noche Buena o el Año Nuevo; todo se convierte en una carrera para mantener tanto la organización, como la sanidad mental. Por eso es importante tener una planeación para una cena de festejo, en la que la ocasión de reunirse y compartir con los seres queridos, sea realmente especial.

Para empezar, hay que definir la celebración y sus pormenores

En cuestión de la planeación de todo evento, comenzar es lo difícil. Definamos primero, qué celebramos y armemos nuestra cena de festejo en papel. La libreta y un lápiz o bolígrafo, son las mejores herramientas para hacer cualquier tipo de planeación. En ella escribe todas las listas que necesites, desde las personas que invitarás, el menú que servirás, las amenidades que acompañarán la reunión, el tipo de decoración y utilerías necesarias, el calendario a cumplir. Por tanto, y después de haber elegido el tema y fecha, haremos cuatro listas básicas para organizarnos. Aunque pueden ser más listas, cuatro son las que creo no deben faltar.

Lista de invitados

La pieza esencial en toda reunión o cena de festejo, es la compañía. Necesitas hacer tu listado de personas que quieres invitar, definiendo si la cena es para gozar en familia, con colegas, amigos de algún círculo especial o una mezcla de todos. Con esa lista habrás de considerar el número de acompañantes por invitado, ya sea que traigan a su pareja, hijos, etc. No es vergonzoso para mí, decir que de mi lista inicial de invitados, termino rasurando algunos para dejar una cantidad manejable, tratar de tener a todos no siempre es lo ideal, ni por espacio, logística o recursos; puedes terminar con una aglomeración de gente a la que no podrás atender como verdadera anfitriona. Esta lista de invitados, sirve también para tomar en cuenta necesidades especiales; ya sea por estilo de vida como los veganos o vegetarianos, o por razones de salud, diabetes, hipertensión, alergias. Anticiparte a los requerimientos de tus invitados habla muy bien del anfitrión.

Lista de platillos y bebida

Ya sabemos quiénes serán los requeridos a festejar, ya también, se esbozó una probable lista de tipos de alimentación. Ahora viene definir el menú; platos a servir, botanas y aperitivos, las bebidas que se servirán a lo largo de la velada. En botanas y aperitivos la regla básica, que sea fácil de comer y preferentemente de un bocado, opta por pequeños canapés o palitos de verdura con aderezo, queso y galletas. Para la comida formal, elige platillos que hayas preparado anteriormente y que domines, en caso de que quieras algo nuevo, al menos ensaya previamente. A mi me gusta optar por platos con preparación previa y que terminan su cocimiento en el horno, con esto, me puedo asegurar de que todos los invitados sean servidos al mismo tiempo y a buena temperatura, no soy bueno para preparar al momento.

Las bebidas son un tema mas diverso. Lo básico es que tengas sodas una de cola y otra clara, vino para la cena ya sea blanco o tinto según el plato, ahora que si quieres ir a la segura vino rosado. Licores de uno o dos tipos para algunos cocteles, en mi caso opto por ron y tequila con sus respectivos mezcladores como refresco de toronja, limones agrios, hielo, sal, refresco de cola.: Para finalizar mi cafetera está siempre lista para inicializarla justo antes de servir el postre, así se acompaña lo dulce con un café o para otros una tisana o infusión herbal. Se dice que cuando el anfitrión sirve el café es la señal para los invitados alistarse a partir. Ese protocolo no es muy común en mis reuniones.

Lista de fechas

Lista de fechas o agenda. Como parte de esta misma lista incluirás no solo las fechas para comprar todo y mandar las invitaciones, también para asegurarte que te confirmen, no querrás una reunión a la que asistan solo la mitad de los invitados y termines comiendo por dos semanas sobras de la fiesta. Se cortés con tus confirmaciones, es una época que la gente atiende muchas reuniones, solicita que la confirmación cuando menos una semana antes, a todo mundo le salen compromisos sorpresivos y tener la cena de festejo ideal, consiste en que todo salga a pedir de boca, ello incluye por su puesto los asistentes, pues es por ellos y para ellos que organizas la celebración; es una manera de agradecer que estén en tu vida.

En la lista de fechas tienes que colocar los momentos en que requieres realizar las tareas, como ir a comprar los víveres, lavar  y planchar los manteles, pedir prestada la olla enorme para la cena, etc. Se trata de que marques las pautas para comprar o adquirir en préstamo cada componente de la cena de festejo.

Lista compras y adquisiciones

Esta lista, se puede fraccionar en varias. Por ejemplo en la lista del mercado, la lista de quehaceres de limpieza, la lista de actividades complementarias a la cena, la lista de ornamentación, cristalería y mantelería a necesitar. Es mas que nada el compendio de varias listas más pequeñas y más específicas. Es recomendable que se pongan al lado de artículo o al comienzo de la lista, la fecha límite para tener listo todo, o en algunos casos, la gente que estará involucrada en la ejecución de la lista.

Como puedes ver, la mejor manera de gozar una reunión, sobre todo una de mayor envergadura, es planeando con anticipación, anotando todo y tachando de cada lista los elementos ya obtenidos o las tareas ya realizadas. Toma en cuenta el día de la reunión tener al menos una o dos horas para ti misma, para arreglarte y también para respirar, bebiendo un vaso de agua o tu coctel preferido. Ahora cuéntame, ¿tienes algún ritual o método de planeación que nos puedas compartir?

Nacho Eguiarte – Organizador Profesional y Blogger en NACHOrganiza

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.